Circular las Vegas SL TF-242

El sendero que a continuación se describe es una ruta circular que parte del Caserío de las Vegas y que une  varios caminos tradicionales que discurren por las medianías altas del municipio. En concreto este itinerario asciende por la calle Guajara y abarca parte de 3 caminos denominados como El Aserradero, El Molino y Camino del Taro. Estos atraviesan un área de marcado carácter rural,  hoy en día en claro abandono, en la que se pueden observar cultivos tradicionales de la isla insertados en un medio natural en el que el pino canario cada vez más acentúa su presencia.

El comienzo del sendero parte del caserío de Las Vegas, situado en las medianías altas del municipio, siendo uno de los núcleos de población más antiguos de Granadilla, tras ser la primera entidad poblada después de la finalización de la conquista castellana y el reparto del territorio. 

El origen de este núcleo se encuentra muy vinculado a la fertilidad de sus tierras de cultivo. Como su propio topónimo indica, existen algunas vegas o gavias en las cercanías del caserío. Este sistema de cultivo tradicional consiste en la concentración de las aguas de escorrentía en una zona de escasa pendiente con el propósito de obtener producciones agrícolas en lugares donde, a priori, la mala calidad de los suelos y las escasas precipitaciones harían muy difícil su consecución. Estas gavias fueron cultivadas de papas, cereales, legumbres, e incluso frutales de secano, que aun en la actualidad se pueden observar.

El núcleo de las Vegas se encuentra en la actualidad en un buen estado de conservación, siendo una de las pocas localidades que aun mantienen ese marcado carácter rural que poseían las medianías del Sur de Tenerife, existiendo buenos ejemplos de arquitectura canaria, así como de una rica cultura tradicional, en la que destacan entre otros elementos la ermita dedicada a Nuestra Señora de La Esperanza, la cual tiene una particularidad única, y es que la campana no se encuentra en la ermita, sino que aparece colgada en un pino aledaño. Aquí  una vez al año se reúnen los bailarines de la “Danza de las Varas” para realizar su ofrenda a Santa Ana. En este baile ancestral que se celebra el 26 de julio los danzadores recorren el pueblo portando unas varas decoradas con papeles de gran colorido, comenzando y terminando en la ermita al son de la música.


El camino asciende por la calle Guajara dejando el caserío de Las Vegas y entrando en un entorno más natural. Las casas tradicionales nos dan paso a una vegetación en estado de colonización donde el pino canario comienza a dominar el paisaje rodeado de tagasastes y jaras. Esta profusión del pino canario a esta cota (sobre los 850 metros) es destacable en el sur de Tenerife, donde este bosque no suele darse a tan baja altura, desde que fue totalmente talado en los últimos siglos para sus diferentes usos y aprovechamiento, entre los que podemos destacar la brea. 

Desviándonos del camino que sube hacia la cumbre “altos de Granadilla”, cogemos el denominado Camino del Molino, en el cual se nos muestra de vez en cuando pequeños nateros abandonados en algunas barranqueras. Los nateros son un sistema de cultivo tradicional que aprovecha la escorrentía y la humedad de estos barrancos para ir recogiendo a lo largo de los años los finos, que escalonándose en terrazas llegan a ser plantados, tradicionalmente, por cultivos de escasa exigencia en agua.

El camino nos lleva hasta la pista que asciende hacia Madre del Agua, donde nos encontramos con una de los elementos más singulares de la arquitectura rural del municipio de Granadilla de Abona, como es el Molino de Agua de Las Vegas, el cual nos habla del importante legado patrimonial que posee la cultura del agua, en un territorio donde este bien es escaso.


Después del Molino de Agua sigue el camino  en dirección hacia el Barranco Seco, en el que se desciende por un sendero zigzagueante hasta llegar a su lecho en el cual podemos observar cómo el corte del barranco nos deja ver los distintos episodios eruptivos que formaron este sector de la isla. Así se pueden diferenciar los distintos paquetes de lavas en los que destacan sobre todo las potentes coladas ácidas provenientes del antiguo edificio Cañadas.  El camino comienza su ascenso por un terreno que de vez en cuando nos muestra un pavimento empedrado, hasta alcanzar un antiguo canal, que discurre sobre una zanja labrada sobre material pumítico. Aquí se alcanza una pista agrícola a partir del cual se comienza el descenso hacia el caserío de Las Vegas, atravesando sectores donde la agricultura tradicional en jable hace acto de presencia, observando algunos bancales así como cuevas, y otros elementos singulares del patrimonio rural como es un horno.

De nuevo llegamos al caserío de Las Vegas donde finaliza esta ruta circular, acabando en este singular entorno que aun se mantiene en las medianías altas del sur de Tenerife



Guaguas:http://www.titsa.com/
Dificultad:Moderada
Desnivel:Desnivel máximo 250 metros
KML Google Earth: Las vegas.kml
Material adjunto 1: Las Vegas esp.pdf
Material adjunto 2: Las Vegas ing.pdf

Historia de la Carretera General del Sur

Conoce la historia de la construcción de la Carretera General del Sur (1858-1975)